martes, 20 de septiembre de 2011

Desconocidos

¿Cuántas cosas dejamos de hacer por miedo? Miedo a los demás, a los desconocidos. Pero todos somos desconocidos para alguien, incluso para nosotros mismos. En un desconocido puede hallarse el germen de tú amigo del alma o del amor de tu vida (¡quién sabe!). Los desconocidos llegan a veces para mostrarte lo que desconoces de ti, para enfrentarte a un espejo en el que nunca te habías reflejado.

La existencia está repleta de nucas desconocidas con las que viajamos en el metro, de manos desconocidas que te rozan sin querer en el autobús, de ojos desconocidos que te miran y clavan su mirada en la tuya por la calle, de voces, risas, lágrimas de desconocidos, de pensamientos y rumbos desconocidos en permanente contacto con nosotros. Cada uno con su historia, con sus miedos, sus amores, rupturas, superaciones, riesgos, adversidades, preguntas, inquietudes, impulsos, esencias...

Desconocidos que te miran como si te reconocieran, desconocidos que te miran pero no te ven, desconocidos que aparecen en tu vida cuando más los necesitas, que se cuelan en tus sueños, que llegan y se van o que se quedan para siempre, que están sin estar. Somos muchos los desconocidos que estamos deseando dejar de serlo. Al menos un instante. Al menos para alguien. Para ese alguien que te mira todos los días desde el otro lado del vagón del metro, que te susurra “lo siento” cuando te pisa o que sin embargo no dice nada porque una mirada vale más que mil palabras.

Por los desconocidos que están por llegar, por los que nos desconocen y llegarán a conocernos.

39 comentarios:

raúl dijo...

por los conocidos embrionarios, pues, los pre-conocidos, los precocinados... perdona, te conozco? :P

Cris* dijo...

Me gusta, me encanta, me apasiona y no tengo nada que añadir a esta entrada. Ganas de conocer lo desconocido.

GINEBRA dijo...

Pues sí, hay desconocidos que pueden estar más cercano a una misma que cualquiera de los conocidos que te rodean.
Besos un tanto ausentes:)

marea@ dijo...

lo desconocido es ilusionante.... un saludo

deWitt dijo...

Yo soy para tí un desconocido. Tú eres para mí una desconocida. Pero hay grandes desconocimientos!

Me encanta observar a desconocidos. Yo los llamo "anónimos" y creo que es una prolongación (quizás malsana) de mi amor por el cine. En ocasiones los fotografío, fotografío esos pequeños instantes cotidianos que, al final, son un refelejo de mis/tus/nuestros instantes. Cuando nos creemos "no observados" actuamos de diferente forma, actuamos con sinceridad.

besos desconocidos

Trini dijo...

Ese miedo que siempre nos paraliza,y nos hace perder tiempo en segun que cosas.
Tu entrada no tiene desperdicio porque creo que no te dejas nada de la realidad..
Muy bueno.
Un saludo.

Melito dijo...

Gracias querido desconocido, frases muy ciertas.

ATENEA dijo...

Estamos rodeados de desconocidos.Pero lo que más me asombra es cuando alguien que creíamos conocer bien y en quien habíamos puesto toda nuestra confianza se convierte, de repente, en un auténtico desconocido.
Besos.

Un Punto de Vista Particular dijo...

Nunca había mirado de esta manera a un desconocido:)

elinmigrantedelosversos dijo...

¡Me ha encantado el post!... A veces en lo desconocido se encuentra lo que estamos buscando, esa nueva oportunidad en la vida, esa persona que nos complementa como nunca antes lo habíamos sentido, esa sensación de volver a sentirnos vivos.

Besos:)

No.me.pises.que.llevo.chanclas. dijo...

Raúl: Por todos ellos un brindis, di que sí :) Perdona, tú cara me suena y no sé de qué...

Cris: Ganas de lanzarse a la piscina a vivir una aventura nueva!! yeahh!

Ginebra: Totalmente, a veces nos calan mejor los desconocidos que aquellas personas que ves a diario. Mil besazos

Mare@: lo desconocido es incertidumbre! :)

deWitt: Grandes desconocimientos, sí señor. Cuando uno se siente no observado actúa tal cual es, mientras que si hay una cámara al lado, nunca se es uno mismo, siempre la gente tiende a crear a la persona perfecta... Por nosotros ! :) me ha encantado tú comentario! besazos!

Trini: Muchas gracias por pasarte! bienvenida!! :)

Melito: Gracias por visitar el blog y dejar tú huella!

Atenea: Exacto!! de quien más esperas, te decepciona y de quien menos, te sorprende ;)

Un punto de vista...: siempre el vaso medio lleno!! un beso

El inmigrante...: esa sensación de volver a arriesgar y de volver a sentir!! ;) besazos!!! me alegro que te haya gustado el post! a mi tú comentario!

JOAQUIN DOLDAN dijo...

al final todos somos conocidos

No.me.pises.que.llevo.chanclas. dijo...

Joaquín Doldan: Efectivamente :)

Matías dijo...

Como todo, el miedo puede ser bueno también: azuza los sentidos, despierta las alertas. Pero, también como todo, en exceso paraliza y destruye, porque lo que no se mueve, muere.
Tantas cosas dejamos de hacer por miedo...Y después nos terminamos arrepepintiendo más por lo que no hicimos, que por lo que hicimos.

un abrazo

Aloe dijo...

No. me. pises....

Hasta por los desconocimdos que conviven con nosotros y viceveresa... lo desconocimo es como un imán, nos mueve y en ocasiones nos descoloca, pero, no deja de ser una aventura apasionante que te brinda la vida todos los días.
Muy buena entrada.

Un beso, de una desconocida que te abraza.

B. Aloe,

Sory Escudero dijo...

Quedarse con lo conocido por miedo a lo desconocido equivale a mantenerse vivo pero no vivir.
Anónimo

Cuántas sorpresas agradables me ha llevado con desconocidos y cuántas decepciones con los que creí conocer...
Un besazo.

Elendilae dijo...

Me encanta como lo has descrito :)

Y también me encantan los desconocidos, a veces sus miradas son tan profundas que te hacen preguntarte si de verdad los conoces... O sus sonrisas fugaces que te revolucionan la respiración... :P

Pero qué mas voy a decir yo! si ya lo has escrito todo! ^^

Un besito

No.me.pises.que.llevo.chanclas. dijo...

Matías: Arrepentirse siempre de lo que se hace y no de lo que no se hace ;) Un abrazo fuerte!

Aloe: Gracias por tus palabras, guapi. Siempre es un placer leerte, desconocida! Un besazo!!!!

Sory: Toda la razón!! cuántas sorpresas ingratas nos llevamos de la gente que supuestamente "conocemos" :) un abrazo

Elendilae: Gran comentario, guapi! Esas miradas heladoras de un desconocido... que te hacen vibrar y sentir! uaooo! ;)

kelly dijo...

"una mirada vale más que mil palabras" me encantó esta entrada, en seri... Es que la he vivido tantas veces... Y quiero, de corazón, conocer a ESE "desconocido"

No.me.pises.que.llevo.chanclas. dijo...

Kelly: Ojalá guapi :) Ojalá! te deseo lo mejor! Un besazo!

Forgotten words dijo...

Soy una persona para la que conocerse a si misma es muy importante, ya que para mi forma de pensar: como puedo conocer a otras personas ni siquiera me conozco a mi misma...Lo que quiero decirte es que todo el mundo somos desconocidos que recorren su camino, chocandose, ligandose, uniendose con otros desconocidos que terminan siendo los mejores amigos desconocidos que podrias haber conocido :)
Solo tienes que estar abierta, a conocer aunque tu aún no sepas hacerlo contigo misma

No.me.pises.que.llevo.chanclas. dijo...

Forgotten words: muchas gracias por tus palabras ;) un besazo

Kate dijo...

A veces nos empeñamos en que desconocer y vivir en la ignorancia es mejor... Nos sentimos cómodos en nuestro ensimismamiento...

Ene dijo...

ME ENCANTA.
Y, ME REPITO: ME ENCANTA

Besacos.

No.me.pises.que.llevo.chanclas. dijo...

Kate: totalmente!! hay que salir a vivir aventuras fuera de nuestro caparazón! :)

Ene: Gracias, encanto! Gracias! :) me alegro que te guste! muaks!

Brisa dijo...

Que texto tan apasionante. Y qué verdades tan grandes. A veces tiene que venir un gesto o una palabra de otra persona desconocida a descubrirnos partes de nosotros mismos que no conocemos... Y qué bien que los demás participen un poquito de nosotros, que compartamos de esa forma. Qué bien saber que siempre hay algo nuevo por descubrir en nosotros y en los demás. Qué buen síntoma el dejarse conocer por los demas....

Muy muy estimulante tu texto.
Un besote!!

María/A cualquier otro lugar dijo...

Ojalá en vez de ver los desconocido como algo negativo y que nos da miedo, lo viésemos como una oportunidad :)

Besos! :)

La sonrisa de Hiperión dijo...

Llevo unas semanas de loco sin poder conectarme. Espero ponerme al día. Como siempre un placer volver por tu casa.

Saludos y buen fin de semana.

Lara dijo...

y como seria el caso de que:
dos desconocidos que estan obligados a conocerse? Porque en este momento, mañana a la noche me va a pasar eso, y no tengo escapatoria. Estoy medio nerviosa! jaja

Aunque es tan lindo conocer gente que despues te cambian la vida.. =)

Beso!

Lu.- dijo...

Tienes toda la razón!! Nadie sabe quien es ese desconocido que te da los buenos dias!! Uno nunca sabe :)

*Besos

alvarodrv dijo...

Una oda a los desconocidos, muy bien entonada :) Estoy muy de acuerdo en que nosotros mismos podemos ser verdaderos desconocidos.
un saludo!

Mariia dijo...

Simplemente ADORO esta entrada!
Los desconocidos y los sabios consejos (si son sinceros) son de las pocas personas que te darán un consejo objetivo... Dejando la subjetividad a un lado.

La sonrisa de Hiperión dijo...

Que pensarán los desconocidos de nosotros mismos?


Saludos y un abrazo.

Carla dijo...

Lo desconocido suele asustar y nos produce miedo, aunque no debería ser así, y que fuera algo nuevo donde descubrir y caminar.

Besos.

Campanilla dijo...

Desconocidos que pronto serán conocidos... :)

Sergio dijo...

Por fortuna el mundo está lleno de desconocidos que reencontrar y que tanto tienen que aportar.

alp dijo...

Cuantos desconocidos....pero lo peor son los conocidos que se hacen desconocidos..un saludete desde Murcia...

Carla dijo...

No has vuelto a escribir, pero te dejo mis saludos y besos.

calima dijo...

Un desconocido deja de serlo cuando compartes una palabra.
Cuesta poco regalarla cuando es el momento de darla y sienta tan bien.
Saludos.